joomla visitor
AuditorŪa
√Čxodos dantescos y guerras imperialistas: Cr√≠menes del capitalismo
Buscar Autor o Artículo
ÔĽŅ
PULSE LA TECLA ENTER
Voces Diario
Banner
Noticias
389 Suplemento
Banner
Voces del Periodista EnVivo
Banner
Radioteca
Posada del Periodista
Banner
Club de Periodistas
405
Banner
404
Banner
403
Banner
ÔĽŅ
Edición 335

CrimenesCapitalismo

Contin√ļa el crimen de Lesa Humanidad que el capitalismo y la UE est√°n perpetrando contra decenas de miles de personas forzadas a migrar, generando una terrible hecatombe, ante la que no podemos quedarnos callados, y ante la que no podemos cometer la obscenidad de adoptar por ciertas las teor√≠as falaces que buscan echarle la culpa del drama a unas supuestas ‚Äúmafias‚ÄĚ.

 

Atlantico


Echarle la culpa a las supuestas ‚Äúmafias de migrantes‚ÄĚ es buscar encubrir a los verdaderos responsables. El Capitalismo es el responsable de esta tragedia: los que se lucran del sudor ajeno y del saqueo del planeta.

Las transnacionales inflan sus fortunas en base a la tortura de los pueblos: viabilizan el saqueo mediante guerras imperialistas y paramilitarismo. 85 multimillonarios poseen una riqueza igual a la riqueza compartida por la mitad de la poblaci√≥n del planeta (1); 3.570 millones de personas que sobreviven explotadas en socavones, teniendo que comer de los basurales, teniendo que vender sus √≥rganos o su sangre, teniendo que prostituirse desde la infancia, o teniendo que empe√Īarse en √©xodos terribles, cuya culminaci√≥n no ser√° otra que la muerte por ahogamiento o el ahogamiento en vida, teniendo que padecer explotaci√≥n extrema en la Europa-Fortaleza, en caso de sobrevivir al viaje.

1. Una hecatombe descomunal: una crisis de refugiados del saqueo capitalista y las guerras imperialistas

Son miles las personas que perdieron la vida en el Mediterr√°neo en lo que va del a√Īo 2015, en su intento de llegar a Europa: en concreto treinta veces m√°s en comparaci√≥n con el mismo periodo del a√Īo pasado. La Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) ha cifrado en 137.000 el n√ļmero de migrantes que han llegado en los seis primeros meses del a√Īo 2015 a las costas europeas, tras cruzar el Mediterr√°neo.

 

Naufragio

En 2014, Italia rescat√≥ a no menos de 170.000 personas; un aumento del 277 por ciento con respecto a 2013(2). ‚ÄúUna gran mayor√≠a de los miles de personas que hicieron el peligroso viaje por mar en los seis primeros meses de 2015 hu√≠an de la guerra, el conflicto o la persecuci√≥n. Eso convierte la crisis en el Mediterr√°neo en una crisis de refugiados‚ÄĚ, ha expresado ACNUR en su √ļltimo informe (3). ‚ÄúLos cruces aumentan significativamente en el segundo semestre del a√Īo, durante los meses de verano; se espera que sigan aumentando‚ÄĚ (Ib√≠d.). Unas 90 mil personas cruzaron a Europa entre el 1 de julio y el 30 de septiembre 2014, y al menos 2.200 perdieron la vida.


A las v√≠ctimas ‚Äúcensadas‚ÄĚ hay que sumarle los desaparecidos, aquellos cuyos cad√°veres no son encontrados. Y a las v√≠ctimas del √©xodo por saqueo que fallecen en el Mediterr√°neo, hay que sumarle las miles de v√≠ctimas que emprenden la ruta del Atl√°ntico, y las miles de v√≠ctimas en el desierto. A ellas se suman las v√≠ctimas asesinadas en las vallas de Ceuta y Melilla y en los centros de ‚Äúinternamiento‚ÄĚ.

Mil muertes en una semana

fotonoticiaHay un incremento en el √©xodo, con tragedias como la de mil muertes en una semana, del mes de abril 2015 (4). Son personas huyendo de la miseria a la que el saqueo perpetrado por el gran capital somete a √Āfrica. Siguen la ruta que previamente han seguido las inmensas riquezas extra√≠das de sus pa√≠ses. El continente africano padece nuevas p√©rdidas con esta tragedia: pierde juventud con todo lo que ello implica para la sociedad.

Los familiares de las víctimas nunca sabrán qué ha sido de sus seres queridos, pues no todos los cadáveres se recuperan, y los que son recuperados son enterrados como NN la mayor parte de las veces.

2. La coartada de las ‚Äúmafias‚ÄĚ: como anillo al dedo para encubrir saqueadores

Se intenta ocultar que el saqueo y las mal llamadas ‚Äúguerras humanitarias‚ÄĚ perpetradas por la UE y Estados Unidos contra √Āfrica, tienen como l√≥gica consecuencia el √©xodo masivo. Los grandes capitalistas imponen medi√°ticamente a unos chivos expiatorios para ocultar las verdaderas causas del √©xodo.
Responsabilizan de la continua tragedia del Mediterr√°neo y del Atl√°ntico a las supuestas ‚Äúmafias‚ÄĚ de transporte de personas, cuando es bien sabido que en muchas ocasiones el supuesto ‚Äúmafioso‚ÄĚ no es otra cosa que un pescador que ya no puede sobrevivir de la pesca en un mar saqueado por el arrastre de las grandes transnacionales; un pescador reconvertido en conductor de embarcaciones que clandestinamente intentan pasar las fronteras de la Europa Fortaleza.

 

MUERTOS

 

Incluso, si bien puede ser cierto que muchos transportistas de estos viajes clandestinos se aprovechan de las personas en situaci√≥n de √©xodo, estos transportistas no pueden ser tenidos por los responsables de esta tragedia, de estos cr√≠menes de Lesa Humanidad. A menos que se quiera encubrir a los verdaderos responsables. En la ONU presentaron como ‚Äúsoluci√≥n‚ÄĚ, otro plan militar. El fascismo avanza como herramienta para el mantenimiento del capitalismo.

3. Nueva Operación militar europea contra Libia, con un manido pretexto

La operaci√≥n militar europea lleva por nombre EUNAVFOR MED, y se contempla un papel para la OTAN (5). Tiene un presupuesto de 11,82 millones de euros para los dos primeros meses, y en principio, se mantendr√≠a un a√Īo (6). Cinco buques de guerra, dos submarinos, seis aviones y helic√≥pteros, dos Drones y alrededor de 1.000 militares europeos comienzan a desplegarse en aguas internacionales cercanas a Libia (Ib√≠d.).

Se trata de la primera misi√≥n militar que la UE pone en marcha bajo el pretexto de ‚Äúdesmantelar las mafias que trafican con migrantes‚ÄĚ. Los ministros europeos aprobaron el proyecto militar en junio. De momento, esta nueva agresi√≥n europea contra Libia no cuenta con una resoluci√≥n del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, que permita entrar en territorio libio, gracias a que Rusia se ha mantenido firme en su oposici√≥n a una nueva intervenci√≥n en Libia y a la destrucci√≥n militar de barcos.

 

African migrants risk all in the Mediterranean Sea


Rusia exige recabar la solicitud previa de un Gobierno de unidad libio. El enviado especial de Naciones Unidas para Libia, Bernardino Le√≥n, lleva meses intent√°ndolo, pero los libios se resisten a dar un aval a una nueva invasi√≥n. ‚ÄúFuentes de la diplomacia europea conf√≠an en poder gestionar el aval a la operaci√≥n en Libia con el Gobierno de Tobruk‚ÄĚ (Ib√≠d.), reconocido internacionalmente para que sirva a estos fines guerreristas. Una decena de Estados europeos participar√°n en la operaci√≥n contra Libia, entre ellos: Espa√Īa, Reino Unido, Alemania, Francia e Italia. Los militares est√°n preparados para pasar de la ‚Äúrecogida de informaci√≥n‚ÄĚ a la etapa de requisar barcos en aguas internacionales y en zona territorial libia. En una tercera fase, ‚Äúinutilizar√≠an‚ÄĚ barcos bajo el pretexto de ser de supuestos ‚Äútraficantes‚ÄĚ. Todo ello les permitir√≠a una nueva presencia militar en tierra libia.

Varias voces se elevan contra esta operaci√≥n militar, como la de varios sindicatos: ‚ÄúNo estamos de acuerdo con medidas de tipo militar como el bombardeo de las embarcaciones. Adem√°s de poner en riesgo la vida de los migrantes, se les cercena el derecho de escapar de una situaci√≥n dram√°tica y solicitar el estatus de refugiado.‚ÄĚ(7). Reclaman: ‚ÄúVolver a implementar el programa humanitario y de rescate Mare Nostrum1 (*), esta vez con el apoyo log√≠stico y econ√≥mico de los pa√≠ses de la UE. (‚Ķ) Hay que crear corredores humanitarios para los migrantes que huyen de situaciones de violencia, persecuci√≥n y guerra, priorizando la atenci√≥n a las personas que solicitan el estatus de refugiado‚ÄĚ (Ib√≠d.).

4. El Atl√°ntico: a mayor dificultad impuesta en las rutas migratorias, mayor cantidad de desaparecidos

Esta iniciativa militar contra Libia es ajena a Frontex, que cuenta ahora con un presupuesto triplicado para los dos programas del Mediterr√°neo (Trit√≥n y Poseid√≥n): estos programas tienen un enfoque represivo, de ‚Äúdefensa‚ÄĚ de las fronteras europeas, que hace m√°s dif√≠ciles las rutas de migraci√≥n, incrementando as√≠ la peligrosidad de las mismas.

 

spain-immigrants-web

 

A causa de la represión, en las rutas del océano Atlántico las salidas de embarcaciones se hacen cada vez desde más al sur; saliendo ahora desde Senegal, cuando antes salían desde Marruecos, o Mauritania, lo que incrementa los días de viaje en alta mar, y somete a las personas migrantes a mayor peligro de ser arrastradas por las corrientes marinas. El océano Atlántico es otro inmenso cementerio de mujeres y hombres fallecidos intentando buscar una salida para sobrevivir a las condiciones de miseria causadas por el saqueo capitalista: allí las desapariciones son dantescas, dado que las personas son arrastradas a mitad del Atlántico, falleciendo de sed y hambre, en las condiciones de tortura a las que son obligadas por las nuevas rutas migratorias que impone la Europa Fortaleza (8). La Dictadura del Capital obliga a las personas a emprender éxodos terribles, en condiciones de peligro extremas.

5. La agresión contra Libia en el 2011: al servicio del Gran Capital Transnacional

La tragedia del fallecimiento de miles de personas en proveniencia de Libia, es también una de las consecuencias de la invasión contra Libia, perpetrada por la OTAN en el 2011.

La invasi√≥n de Libia fue una intervenci√≥n al servicio del Gran Capital Transnacional, implementada con la ayuda de mercenarios paramilitares inyectados en Libia desde los servicios secretos europeos y estadounidenses. Esta invasi√≥n se articul√≥ con la total complicidad del aparato medi√°tico del capitalismo transnacional, que a los paramilitares mercenarios los llamaba ‚Äúrebeldes‚ÄĚ con la finalidad de justificar la invasi√≥n y genocidio contra el pueblo libio, y su gobierno de entonces. Durante el gobierno de Gaddafi, Libia era el pa√≠s con el mayor nivel de vida de √Āfrica; raz√≥n por la que en Libia se establecieron much√≠simos africanos de otras regiones. Estos africanos hoy se suman a los que intentan llegar a la Europa fortaleza: a esa UE que saquea las riquezas de √Āfrica, pero luego no quiere a las personas.

 

Tierra

 

Libia fue el blanco de la codicia capitalista por varias razones: tiene en su suelo un petróleo de los más livianos del mundo y un potencial productivo estimado en más de 3 millones de barriles diarios. Desde 2009 Gaddafi adelantaba un plan para nacionalizar el petróleo libio.

El plan de nacionalizaci√≥n fue impedido por opositores en el mismo seno del gobierno. Muchos de estos opositores a la nacionalizaci√≥n fungieron de ‚Äújefes rebeldes‚ÄĚ al servicio de los intereses de las transnacionales.

La mayor reserva de agua

Adem√°s Libia posee una inmensa reserva h√≠drica subterr√°nea estimada en 35.000 kil√≥metros c√ļbicos de agua, que forma parte del Sistema Acu√≠fero Nubio de Arenisca (NSAS), la mayor reserva f√≥sil de agua del mundo.

En los a√Īos ochenta Libia inici√≥ un proyecto a gran escala de aprovisionamiento de agua: El Gran R√≠o Artificial de Libia, considerado uno de los m√°s grandes proyectos de ingenier√≠a, que prove√≠a agua desde los acu√≠feros f√≥siles. El sistema una vez finalizado cubrir√≠a a Libia, Egipto, Sud√°n y Chad, y potenciar√≠a as√≠ la seguridad alimentaria de una regi√≥n aquejada por la escasez de agua para cultivos. Eso evitar√≠a que esos pa√≠ses recurrieran a los fondos del FMI: algo que se opon√≠a a la aspiraci√≥n del monopolio global de los recursos h√≠dricos y alimentarios por parte de Occidente.

 

image content

 

Por otro lado Libia poseía 200 mil millones de dólares de reservas internacionales que fueron confiscadas por sus agresores.

Luego de la agresión imperialista, Libia quedó destruida, sin infraestructura acuífera ni vial, ni escuelas, ni hospitales, ya que hasta éstos fueros bombardeados. Antes de la invasión imperialista, en Libia las mujeres vivían con mucha más libertad que en otros países de la región; luego de la invasión, una de las primeras medidas del gobierno de mercenarios aupado por la OTAN, fue decretar la ley de la Sharia, atrozmente cruel con las mujeres, todo bajo los aplausos de la UE y EEUU. Otra de las consecuencias de la invasión a Libia, es el surgimiento de grupos de terrorismo paramilitar en diferentes países de la región: los mercenarios empleados por los servicios secretos europeos y estadounidenses se reciclan en otras operaciones del terror. De estas operaciones surge el Estado Islámico.

Libia fue torturada por lo que falsimedia tuvo el cinismo de llamar ‚Äúbombardeos humanitarios‚ÄĚ. Una aberrante operaci√≥n del imperialismo con miras a apropiarse de los recursos de Libia.

5. Las 10 personas m√°s enriquecidas de Europa, la capitalizaci√≥n de la riqueza y la f√°bula de las ‚Äúayudas‚ÄĚ

La riqueza de las 10 personas m√°s ricas de Europa equivale a 217 mil millones de euros, y supera la ‚Äúayuda‚ÄĚ total que Europa dice darle a los pa√≠ses empobrecidos (8). Pa√≠ses empobrecidos precisamente por el accionar de multinacionales que saquean y explotan al amparo de reg√≠menes mantenidos mediante la represi√≥n y el exterminio de los opositores pol√≠ticos, cuando no de golpes y genocidios impulsados directamente por los servicios secretos y militares de Estados Unidos y la UE. Multinacionales cuyos mayores accionistas no son otros que esas grandes fortunas de Europa y el mundo. Sobra decir que muchas de esas grandes fortunas se consolidaron gracias a la deportaci√≥n y esclavizaci√≥n de africanos, gracias al saqueo colonial, y gracias al actual saqueo imperialista.

 

salto


Y en cuanto a la supuesta ‚Äúayuda‚ÄĚ, no sobra decir que esta suele ser envenenada: puesto que las sumas son dirigidas a inversiones decididas por los que las otorgan, destin√°ndolas la mayor√≠a de las veces a quebrar el campesinado local, a fortalecer mecanismos de sumisi√≥n econ√≥mica y de dependencia, a financiar grandes contratos que reinvierten las sumas en el capitalismo metropolitano (mediante la adquisici√≥n de maquinaria cuyas piezas crean v√≠nculos de dependencia, mediante la adquisici√≥n de semillas transg√©nicas, mediante la introducci√≥n de costumbres alimenticias que contribuyen a quebrar toda soberan√≠a alimentaria, mediante la imposici√≥n de modelos productivos, etc). La supuesta ‚Äúayuda‚ÄĚ tambi√©n es destinada a fortalecer proyectos c√≠vicos articulados para apuntalar proyectos militares, a proyectos funcionales a la cooptaci√≥n pol√≠tica, a fortalecer Ong‚Äôs en detrimento de la lucha popular, y a fortalecer espec√≠ficamente ciertas Ong‚Äôs en detrimento de otras, siendo siempre un condicionante el que √©stas se plieguen a la adopci√≥n de las l√≠neas impuestas por los tanques de pensamiento funcionales al mantenimiento del sistema capitalista. Y ni qu√© decir de los intereses de gran parte de la ‚Äúayuda‚ÄĚ.

6. Dram√°ticos √Čxodos poblacionales: consecuencia del sistema capitalista

Los √©xodos poblacionales, tanto desde √Āfrica y Asia hacia Europa, como desde Am√©rica Latina hacia Estados Unidos y Europa (esencialmente), seguir√°n increment√°ndose mientras siga el saqueo capitalista.

 

lanchita



Millones de seres humanos se ven obligados a migrar para que sus familias puedan sobrevivir. Y a este drama de la desintegraci√≥n familiar y del desarraigo forzado, se suman las peligros√≠simas condiciones del √©xodo, producto de las pol√≠ticas migratorias de los pa√≠ses hacia los que se dirigen las poblaciones en √©xodo, que no por casualidad son los mismos pa√≠ses destinatarios de las riquezas saqueadas en los pa√≠ses de origen de los migrantes. Las personas no van hacia el ‚Äúsue√Īo‚ÄĚ europeo o estadounidense, huyen de la pesadilla en que las transnacionales han convertido al planeta: siguen la ruta que previamente han seguido las inmensas riquezas extra√≠das de sus pa√≠ses. Pero los pa√≠ses de la metr√≥poli capitalista quieren las riquezas, a las personas no.

 

Muerto 2

 

Este sistema funciona en base al saqueo y a la explotaci√≥n, y produce incesantes guerras imperialistas y reg√≠menes al servicio del gran capital que no vacilan en agredir a las poblaciones de las zonas codiciadas, mediante sus ej√©rcitos oficiales, o la implementaci√≥n del paramilitarismo (herramienta del Terrorismo de Estado). Y son las l√≥gicas inherentes al capitalismo las que producen leyes migratorias c√≠nicas e inhumanas, y las que producen tambi√©n grupos que se aprovechan de las personas en situaciones de extrema vulnerabilidad. Ya abordamos el inflado tema de las ‚Äúmafias‚ÄĚ, se√Īalando que muchos transportistas no son otra cosa que pescadores hambreados por la pesca de arrastre que tambi√©n ponen sus vidas en peligro, y se√Īalamos que incluso teniendo en cuenta a transportistas que s√≠ explotan a los migrantes en esas rutas del √©xodo, se debe incluir el fen√≥meno en el contexto que lo genera y no usarlo de chivo expiatorio para exculpar a los verdaderos responsables de este drama.

 

naufrago1

 

El fen√≥meno de explotaci√≥n de los migrantes es inherente al mismo sistema. Hay grupos criminales que secuestran a migrantes en la ruta que pasa por Am√©rica Central hacia Estados Unidos, para pedir recompensas a sus familias, para esclavizarlos sexualmente, o para extraerles los √≥rganos para el tr√°fico de √≥rganos. La complicidad de la polic√≠a no es casualidad: el ‚Äúnegocio‚ÄĚ es lo que prima en el sistema capitalista.

De la misma forma abundan los explotadores de los inmigrantes una vez en Europa: aprovech√°ndose de su condici√≥n de ‚Äúilegales‚ÄĚ para cobrarles alquileres inflados, explot√°ndolos por salarios m√°s miserables a√ļn que a los ‚Äúlegales‚ÄĚ, o a cambio de comida a modo de esclavitud, explot√°ndolos sexualmente, etc. Toda esa barbarie es inherente al capitalismo.

Un imperativo ético

Es importante luchar contra un sistema que produce barbarie. Y es un imperativo ético el combatir el uso de chivos expiatorios para viabilizar más guerras imperialistas y ocultar a los verdaderos responsables del colapso humanitario: los grandes capitalistas.

Es hora de comprender d√≥nde est√°n las causas y d√≥nde las consecuencias, y dejar de aceptar la obscenidad que consiste en intentar invertir virtualmente las causas y las consecuencias. Miles de ojos de mujeres, hombres y ni√Īos est√°n mir√°ndonos desde la espuma del mar: v√≠ctimas del sistema capitalista, de una barbarie que se intenta tapar y perpetuar con cinismo.
Julio 2015


www.cecilia-zamudio.blogspot.co



Comentarios (0)Add Comment
Escribir comentario
 
 
corto | largo
 

busy
¬ŅQui√©n est√° en l√≠nea?
Tenemos 382 invitados conectado(s)
Tenemos visitas de:

224
Banner
273 Suplemento
Banner
401
Banner
402
Banner
400
Banner
399
Banner
398
Banner
397
Banner
396
Banner