joomla visitor
AuditorŪa
Drama ecológico en el Mar del Sur de China
Voces Diario
Banner
Cert√°men XLVI
Banner
Voces del Periodista EnVivo
Banner
Radioteca
Club de Periodistas
Posada del Periodista
Banner
Buscar Autor o Artículo
ÔĽŅ
PULSE LA TECLA ENTER
361
Banner
360
Banner
359
Banner
358
Banner
357
Banner
356
Banner
Edición 353

66 mini

LAS ACTIVIDADES DE CHINA PARA CAMBIAR EL STATU QUO EN EL MAR DEL SUR DE CHINA Y SUS IMPACTOS EN LA SEGURIDAD Y EL AMBIENTE ECOL√ďGICO REGIONAL

Durante los √ļltimos a√Īos, especialmente desde finales de 2013, China ha conducido a gran escala una reclamaci√≥n de tierras, construcciones de islas e instalaciones en varias islas del archipi√©lago Paracel y todos los arrecifes y rocas bajo su ocupaci√≥n en los Spartlys, causando as√≠ impactos negativos tanto en la seguridad como en el ambiente ecol√≥gico, y amenazando la paz, la estabilidad y el desarrollo sostenible de la regi√≥n.

La militarización de China en la región y sus actividades para cambiar el statu quo

En los Spartlys, a través de los esfuerzos de reclamación de tierras a gran escala, China ha aumentado considerablemente el área de los arrecifes y rocas mayormente sumergidos que ocupaba.El área del Arrecife de Johnson South se ha incrementado en 12 hectáreas, el Arrecife de Cuarteron por 23 hectáreas, Arrecife de Hughes por ocho hectáreas, Arrecife de Gaven por 14 hectáreas, Arrecife de Fiery Cross por 265 hectáreas, Arrecife de Subi por 395 hectáreas, y Arrecife de Michief por 565 hectáreas. En las islas artificiales reciéncreadas, China ha construido varias instalaciones para propósitos civiles y militares, incluyendo edificios de mando central, almacenamiento de combustible, faros, espacios para helicópteros, entre otros.

66 china base fiery cross

En cada uno de los arrecifes y rocas, China ha construido terminales con canales profundos capaces de acomodar grandes naves militares. En el Arrecife de Fiery Cross, Arrecife de Mischief y Arrecife de Subi, China ha terminado varias pistas de aterrizaje de tres kil√≥metros de largo, facilidades de apoyo y sistemas de comunicaci√≥n. Desde principios de 2016, China ha probado la pista de aterrizaje en el Arrecife de Fiery Cross con m√ļltiples despegues y aterrizajes de aviones civiles. El 17 de abril, China envi√≥ un avi√≥n militar Y-8 al Arrecife de Fiery Cross por primera vez con motivos de transporte de trabajadores a la isla de Hainan para recibir tratamiento m√©dico. Del 1 al 5 de mayo, China envi√≥ un grupo de artistasde la Armada para actuar en el Arrecife de Fiery Cross, utilizando el gran buque de transporte Kunlun Shan 998.

66 12 imagenEn los arrecifes de Gaven, Cuarteron, Hughes y Johnson South, China ha instalado estaciones de radio de alta frecuencia, torres de radar y piezas de artillería de corto y mediano alcance de la Marina. Vale destacar que, el sistema de radar instalado en el arrecife de Cuarteron es un radar sobre el horizonte capaz de detectar buques y aeronaves de bajo vuelo dentro de un radio de 400 kilómetros.

En los Paracels, China continuó renovando y construyendo nuevas instalaciones en algunas de las islas. En la isla de Duncan, terminó un helipuerto con 12 pistas de aterrizaje, un hangar y numerosos edificios. En la isla Woody, ha completado una pista de aterrizaje de tres kilómetros de largo, una terminal y canales profundos capaces de atracar buques grandes.

En febrero de 2016, China instaló ocho misiles tierra-aire HQ-9 en la isla Woody. (El HQ-9 es similar a los sistemas rusos S-300 y American Patriot y tiene un rango de disparo de 6 a 200 kilómetros). A finales de marzo de 2016, instaló el misil anti-crucero subsónico YJ-62 en la isla. (El YJ-62 tiene un alcance de tiro de 300 kilómetros y se puede instalar en lanzaderas móviles basadas en el mar o terrestres). Las imágenes de satélite del 28 de mayo mostraron a China enviando por primera vez al avión BZK-005 a la isla Woody, junto con muchos otros aviones militares, incluyendo aviones de carga, aviones de combate y helicópteros de ataque.

Adem√°s de la construcci√≥n de instalaciones para fines militares y la instalaci√≥n de varias armas y medios en los Spratlys y Paracels, China tambi√©n ha llevado a cabo varios ejercicios militares a gran escala en el Mar del sur de China. Los ejercicios navales de este pa√≠s se extendieron m√°s al sur, movilizando sus √ļltimas armas como aviones de combate, destructores de misiles guiados, corvetas de misiles, barcos de transporte, entre otros. Tan audaz como era, planeaba enviar su gente a vivir en las islas, organizando tures tur√≠sticos, construyendo resorts, instalaciones de investigaci√≥n cient√≠fica, "reservas naturales" e instalaciones econ√≥micas mar√≠timas en los Paracels y Spratlys.

Las autoridades y los medios de comunicaci√≥n de China han llevado a cabo amplias campa√Īas de propaganda polifac√©ticas en las que justificaron la construcci√≥n de instalaciones, la reclamaci√≥n de tierras en el Mar del sur de China como un "proyecto ecol√≥gico y amistoso con el medio ambiente". Afirmaron que la instalaci√≥n de armas y sistemas de radar en dicho Mar se llev√≥ a cabo dentro de los territorios chinos, que eran derechos de China de conformidad con el derecho internacional y no ten√≠an nada que ver con la militarizaci√≥n en el Mar del sur de China. China acus√≥ a Estados Unidos de iniciar actividades de militarizaci√≥n en la regi√≥n, enviando frecuentemente buques de guerra y aviones de vigilancia al Mar de China Meridional en √°reas dentro de la soberan√≠a china, y advirti√≥ que China no descart√≥ establecer la ADIZ en el Mar de China Meridional para prevenir amenazas potenciales.

  66 Avi√≥n chino Impactos en el medio ambiente

Los estudios han se√Īalado que el Mar del Sur de China es una de las √°reas biol√≥gicamente m√°s diversas del mundo, con aproximadamente 500 tipos de coral (en comparaci√≥n con los 70 tipos en el Mar de Caribe), y es hogar de casi diez por ciento de los peces del mundo. Las actividades de China relacionadas con la reclamaci√≥n de tierras y construcci√≥n de islas artificiales agravaron las amenazas a la biodiversidad del Mar del Sur de China, causadas por el aumento del nivel del mar, la contaminaci√≥n del mar y la pesca ilegal. Durante la construcci√≥n de las islas artificiales, China ha estado utilizando una gran cantidad de barcos de construcci√≥n, transporte y dragado. A este pa√≠s no le import√≥ transportar materiales de construcci√≥n desde el continente, utilizando dragas para extraer la arena y la grava directamente de las lagunas y fondos marinos locales, aplastar y arrastrar los arrecifes de coral para construir islas, destruyendo y expulsando para siempre a las criaturas marinas de los h√°bitats locales.El dragado mecanizado intensivo de China utilizado en la construcci√≥n de islas artificiales descarg√≥ una gran cantidad de metales pesados, petr√≥leo y productos qu√≠micos, causando as√≠ da√Īos extensos al ecosistema marino circundante, y es el posible factor responsable de cambios en las corrientes marinas alrededor de los Spratlys y los Paracel.

66 21El reportaje de la Comisi√≥n de Revisi√≥n Econ√≥mica y de Seguridad entre los Estados Unidos y China titulado ‚ÄúLa construcci√≥n de Islas de China en el Mar del Sur de China: El da√Īo al medio ambiente marino, implicaciones y Ley Internacional‚ÄĚ declar√≥ que: ‚ÄúLa construcci√≥n de islas de China en el Mar del Sur de China enterr√≥ una gran √°rea de arrecifes de coral. Las dragas chinas depositaron arena y draga sobre 13 kil√≥metros cuadrados de los arrecifes de coral bajo su la ocupaci√≥n, un proceso que destruy√≥ el coral debajo. Las actividades de China relacionadas con la reclamaci√≥n de tierras en estos arrecifes, tales como la creaci√≥n de canales de acceso para buques o puertos de dragado, tambi√©n destruyeron partes de ellos". El informe tambi√©n dijo que la reclamaci√≥n de tierras a gran escala de China puso en peligro diferentes tipos de peces en el Mar del Sur de China y amenaz√≥ los medios de subsistencia de los pescadores en la regi√≥n.

En su sentencia de 12 de julio de 2016, el Tribunal constituido bajo el  Anexo VII de la Convenci√≥n de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar de 1982 declar√≥ lo siguiente::"El Tribunal consider√≥ los efectos sobre el medio ambiente marino de la reciente reclamaci√≥n de tierras a gran escala de China, y la construcci√≥n de islas artificiales en siete entidades de Spratlys, y encontr√≥ que China ha causado graves da√Īos al medio ambiente coralino y viol√≥ su obligaci√≥n de preservar y proteger los ecosistemas fr√°giles y el h√°bitat de especies agotadas, amenazadas o en peligro de extinci√≥n ".

Las acciones de China violaron la Convenci√≥n de las Naciones Unidas sobre la diversidad biol√≥gica, vinculada a su obligaci√≥n a abstenerse de da√Īar el medio ambiente. El art√≠culo 3 de la Convenci√≥n dice que los Estados tienen responsabilidad de asegurar que las actividades realizadas dentro de su jurisdicci√≥n o control no causen da√Īos al medio ambiente de otros Estados o √°reas m√°s all√° de los l√≠mites de su jurisdicci√≥n nacional. El art√≠culo 14 de la citada Convenci√≥n establece que los Estados tendr√°n que realizar una evaluaci√≥n del impacto ambiental de los proyectos propuestos que puedan tener efectos adversos sobre la diversidad biol√≥gica.

66 20

   Implicaciones para la seguridad regional

La reclamaci√≥n de tierras, la construcci√≥n de islas artificiales y la militarizaci√≥n en el Mar del Sur de China han intensificado tensiones que desestabilizaron la paz y la prosperidad regionales, impidiendo as√≠ los esfuerzos para resolver pac√≠ficamente las disputas y representando una amenaza inminente para la seguridad y la libertad de navegaci√≥n y aviaci√≥n en el Mar del Sur de China. En su sentencia de la fecha 12 de julio de 2016, el Tribunal de Arbitraje de las Naciones Unidas declar√≥ que: "La reci√©n reclamaci√≥n de tierras y la construcci√≥n de islas artificiales a gran escala de China era incompatible con la obligaci√≥n de un Estado durante  los procedimientos de resoluci√≥n de conflictos... y destruy√≥ las pruebas sobre la condici√≥n natural de las estructuras en el Mar del Sur de China".

 La construcci√≥n de islas artificiales y la militarizaci√≥n de China en el Mar del Sur de este pa√≠s caus√≥ un desequilibrio de poder en la regi√≥n. China puede ahora emplazar una serie de aviones y buques de guerra en los Spratlys utilizando tres pistas de aterrizaje largas y muchos puertos grandes que ha construido, y esto sirve como un trampol√≠n para que China acelere el env√≠o de sus fuerzas al extremo sur del mar. Una vez activadas sus instalaciones de radar y su red de vigilancia electr√≥nica, podr√° reforzar significativamente sus capacidades de vigilancia, inteligencia y alerta las 24 horas del d√≠a, promover el despliegue de suministros y municiones militares, mejorar su control sobre el mar y la navegaci√≥n a√©rea en el Mar del Sur de China con en el autodenominado "l√≠nea de nueve salpicaduras", y ampliar el espacio estrat√©gico de anti-acceso / √°rea de negaci√≥n.El almirante Harry Harris, jefe del Comando del Pac√≠fico de Estados Unidos dijo: "El despliegue de China de misiles tierra-aire en la isla Woody en el Paracel, los nuevos radares en el arrecife de Cuarteron en los Spratlys y la construcci√≥n de pistas de aterrizaje en el arrecife de Subi y de  Cross Fiery  estaban cambiando el paisaje operacional en el Mar del Sur de China."

66 150En el contexto que otros reclamantes incrementaban sus actividades en el mar para respaldar sus reivindicaciones de derechos de soberanía, y los Estados Unidos construían presencia militar y realizaban patrullas marítimas y aéreas de manera más frecuente, las actividades de militarización de China planteaban nuevos riesgos de error de cálculo seguido por encuentros agresivos o colisiones.Los riesgos eran evidentes en un caso reciente en el que los dos aviones J-11 de China realizaron peligrosas maniobras de interceptación a corta distancia de un avión de vigilancia estadounidense EP-3, y en otra ocasión en la que China envió dos aviones y tres buques para seguir al destructor estadounidense William Lawrence cerca del arrecife de Fiery Cross.

Asimismo, la militarización de China provocó a otros reclamantes a impulsar las actividades de defensa, lo que llevó a una carrera de armamentos en la región.

Reacción de las partes interesadas y la comunidad internacional

Las actividades unilaterales de China en el Mar del Sur de China han suscitado preocupaciones por parte de los países de la región y en todo el mundo.

 A pesar de la falta de consentimiento, los pa√≠ses de la ASEAN pod√≠an plantear el tema del Mar del Sur de China en diferentes foros regionales, en los cuales se hizo hincapi√© en mantener la paz, la estabilidad, la seguridad y la seguridad de la navegaci√≥n mar√≠tima y a√©rea en la regi√≥n, resolviendo las disputas de manera pac√≠fica y sobre la base de  las leyes internacionales, incluyendo la Convenci√≥n  de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar de 1982, con el debido respeto a los procedimientos diplom√°ticos y jur√≠dicos, en cumplimiento √≠ntegro de la Declaraci√≥n de Conducta en el Mar del Sur de China (DOC), y con miras a la pronta conclusi√≥n de un C√≥digo de Conducta efectivo en el Mar del Sur de China (COC).

66 ArrecifeUn n√ļmero de funcionarios del gobierno de los Estados Unidos y miembros del Congreso han expresado su oposici√≥n a la reclamaci√≥n, construcci√≥n y militarizaci√≥n de China en las islas artificiales. El gobierno estadounidense llev√≥ a cabo sus Operaciones de Libertad de Navegaci√≥n, aumentando su presencia militar y patrullas en las aguas internacionales en el Mar del Sur de China, especialmente en la zona cerca del Arrecife de Scarborough, realizando varios ejercicios navales conjuntos con las naciones de la ASEAN, y pidiendo m√°s actividades conjuntas para enfrentar a las amenazas sobre la libertad de navegaci√≥n en la regi√≥n.

En su declaraci√≥n, la Cumbre del G7 celebrada en Jap√≥n (de 26-27 de mayo) expres√≥ su oposici√≥n a la reclamaci√≥n, la construcci√≥n de infraestructura y la militarizaci√≥n unilateral a gran escala de China, que podr√≠an provocar la escalada de tensi√≥n en el Mar del Sur de China, y al mismo  tiempo llam√≥ por soluciones pac√≠ficas de las disputas sobre la base de las leyes internacionales, asegurando as√≠ la libertad de navegaci√≥n y la aviaci√≥n en dicho Mar.

 El Ministro de Defensa de Jap√≥n Tomomi Inada alert√≥ que si la comunidad internacional toler√≥ las actividades unilaterales de China contra las leyes internacionales, esto podr√≠a causar implicaciones a escala mundial.

Las actividades de China para cambiar el statu quo y militarizar sus ocupaciones ilegales en el Mar del Sur de China no sólo están inquietando a otros reclamantes, sino también socavando la paz, la libertad de navegación y aviación en una de las rutas comerciales más importantes del mundo, y destruyendo así el ecosistema y los medios de subsistencia de millones de pescadores en la región./.

66 recuadro

 



¬ŅQui√©n est√° en l√≠nea?
Tenemos 733 invitados conectado(s)
Tenemos visitas de:

224
Banner
273 Suplemento
Banner
Ediciones Anteriores
355
Banner
354
Banner
353
Banner
352
Banner
351
Banner
350
Banner
349
Banner
348
Banner