joomla visitor
AuditorŪa
Se reparten bofetadas e insultos los pol√≠ticos espa√Īoles
Buscar Autor o Artículo
ÔĽŅ
PULSE LA TECLA ENTER
Voces Diario
Banner
Noticias
389 Suplemento
Banner
Voces del Periodista EnVivo
Banner
Radioteca
Posada del Periodista
Banner
Club de Periodistas
407
Banner
406
Banner
405
Banner
ÔĽŅ

Ver Otros Artículos de Este Autor

Edición 331

Regino


“No se puede exprimir continuamente a países
que atraviesan una depresi√≥n econ√≥mica‚ÄĚ
Barak Obama

 


MADRID.- Si el PP me sigue llamando delincuente, iré al ataque. Si no, todo seguirá igual, respeto mutuo.
Así se expresó Luis Bárcenas, ex tesorero del partido popular, en una de sus acostumbradas declaraciones a la prensa poco después de quedar en libertad. Después, enmudeció.

 

B√°rcenas est√° acusado de lavar dinero por 48 millones de euros y antes fue la mano derecha financiera de la c√ļpula del actual gobierno.
Se caracteriza por ser un hombre duro, inteligente y, como buen emprendedor, habla con valentía aunque penda sobre su cabeza la acusación irrefutable de que lucró durante el tiempo en que manejaba la economía de ese organismo político.
Poner la mano en el fuego por este individuo es quem√°rsela. Pero hay que reconocer que desde Mariano Rajoy hasta Carlos Floriano, pasando por Mar√≠a Dolores de Cospedal, Javier Arenas, √Ālvaro Lapuerta y dem√°s, todos estaban enterados que exist√≠a una contabilidad b que coste√≥ las campa√Īas electorales, las obras de renovaci√≥n de G√©nova y la entrega de dinero negro a una gran parte de los dirigentes populares.
Como era de esperar, los enfrentamientos políticos están siendo cada vez más graves y ya hay algunas deserciones en medios de información que se dedican a tirarse los bártulos con motivo del surgimiento de nuevas formaciones políticas que pudiesen acabar con la corrupción, o al menos lo intentaran.
Syriza, en Grecia, es un motivo de preocupación para la troika y los gobiernos neoliberales que se defienden, como es natural para mantener los privilegios que consiguieron y aumentar la desigualdad entre ricos y pobres.

Acusaciones

Directamente, B√°rcenas se√Īal√≥ a Prometeo y a Cospedal como receptores de miles de euros en √©pocas pasadas. La respuesta del gobierno ha sido categ√≥rica: ‚Äúla contabilidad b es de Luis B√°rcenas, no del PP‚ÄĚ.

Con esta afirmación, que todos saben es falsa, se inició la lucha por el poder que se definirá en diciembre próximo.
El toma y daca se acent√ļa y lo que era un razonamiento sensato se est√° transformando en acusaci√≥n desproporcionada y hasta en insultos entre tertulianos de la radio, la televisi√≥n y la prensa.
Desde luego, no todos son responsables. Los hay que mantienen su integridad pero son muchos, muchos m√°s, los que se han empeque√Īecido por miedo o intereses. Lo veremos en poco tiempo.

Que me ataque un delincuente es un honor

La Espa√Īa pol√≠tica ha comenzado otra vez a dividirse, no en dos sino en tres o cuatro. ¬°C√≥mo damos ox√≠geno a la ultraderecha radical y a los ‚Äúextremistas de izquierda‚ÄĚ!

Por ejemplo, he aqu√≠ algunas reacciones imb√©ciles de ciertos protagonistas de la sociedad: ‚ÄúEse se√Īor, (Rafael Hernando, portavoz del PP en el congreso), fue del grupo que intent√≥ tumbar a Rajoy en 2008 y luch√≥ contra √©l hasta que pudo. Ahora, trep√≥ como una culebra y, con la ayuda de Javier Arenas, ocupa un lugar que no merece. Es un descerebrado‚Ä̂Ķ, dice el ex reo de Soto del Real.
Contesta don Rafael (el don es m√≠o) y elude la acusaci√≥n con esta frase: ‚Äúque me ataque un delincuente es un honor‚Ķ‚ÄĚ. Es la respuesta que da el √≠nclito individuo a tan grave se√Īalamiento.
En cualquier parte del país, no importa el rincón, se comenta que muchos de los mandamases del gobierno han sido corrompidos. También los políticos socialistas y algunos de Izquierda Unida, caerán sin remedio. Están hundidos en cenotes cenagosos y saben que se aproxima su defunción.
La situaci√≥n es grave. Por si fuera poco, Podemos acaba de contratar, ‚Äútemporalmente‚ÄĚ, a Herv√© Falciani para que elabore un informe con las medidas a aplicarse para combatir el fraude fiscal.
Recordemos que Falciani ha desvelado una lista de alrededor de 2,900 espa√Īoles que tienen cuentas en Suiza. Entre otros, est√°n un distinguido banquero, ya fallecido, y algunos deportistas. En la n√≥mina aparecen, igualmente, empresarios y mon√°rquicos as√≠ como periodistas y due√Īos de medios de comunicaci√≥n. Poco a poco saldr√°n m√°s nombres ilustres.
El caso de Juan Carlos Monedero, acusado por el periódico El Mundo de tener 445,000 euros sin declarar, es un ejemplo de la guerra sucia que se está llevando a cabo. Es cierto que Monedero dejó mucho que desear a la hora de justificar su cuenta bancaria y que las explicaciones que dio han sido, posiblemente, insuficientes porque sí obtuvo beneficios.
Pero estos fueron a parar, hasta que no se demuestre lo contrario o se denuncie, a la creación de una televisión privada. Si Juan Carlos es culpable como dice ese diario, tendrá que probarse y si se prueba, mandarlo a la cárcel. Pero en principio los inspectores de Hacienda han dado por buena su declaración final.
En cualquier democracia es necesario, imprescindible, que los medios asuman sus responsabilidades y presenten pruebas ante las autoridades para que se haga justicia. Hasta el momento sólo son periodicazos y exabruptos.
As√≠, Pedro S√°nchez, secretario general del PSOE, aprovecha la ocasi√≥n para exigir al l√≠der de Podemos, Pablo Iglesias, que ‚Äúaclare las dudas‚ÄĚ sobre la financiaci√≥n de su ente pol√≠tico. S√°nchez est√°, como es evidente, en el centro, centro derechoide. Da bandazos con el fin de convencer que el √ļnico partido de izquierda es el que √©l lidera. Sin darse cuenta que dentro de su seno aumentan las voces inconformes con su pol√≠tica y vuelven la cara hacia Susana D√≠az, ya sin ocultarse.
Lo que desean Rajoy y Sánchez (al menos esa es la impresión que dan) es que estarían contentos con coaligarse para gobernar la nación.
El joven socialista se apunta siempre a la descalificación del nuevo partido y no tiene empacho en hablar de populismo aunque sabe que esta palabra es muy usada por los neoliberales europeos representantes de las multinacionales y otras parecidas.

¬ŅFin del tsunami?


En la Espa√Īa de Mariano Rajoy no hay nobleza ni bondad. Son conceptos olvidados por los conservadores. Pero los aires frescos que soplan en la pen√≠nsula dan esperanza. El tsunami conservador tendr√° que emplearse a fondo para evitar una derrota. Y, a√ļn as√≠, perder√°.
La gente ya no se rinde. Son muchas las decepciones sufridas. Somos el pa√≠s donde nunca llega la primavera. Los acuerdos de hoy, si no hay un cambio real, fortalecer√°n la eterna divisi√≥n entre las dos Espa√Īas. La historia volver√° a repetirse.
Agarremos a los pol√≠ticos por los hombres y agit√©moslos. A ver si despiertan. Si no, busquemos hasta encontrar los gobernantes que Espa√Īa necesita.
Haberlos, los hay.

RDR



More articles by this author

Una guitarra para Kerry y la marca Espa√ĪaUna guitarra para Kerry y la marca Espa√Īa
“…el hombre acaso no sea sólo un animal medio razonable,...
Verg√ľenza europea por el trato a los refugiados.Verg√ľenza europea por el trato a los refugiados.
‚ÄúPinochet respetaba mucho m√°s los derechos humanos que Nicol√°s Maduro‚ÄĚFelipe...
Comentarios (0)Add Comment
Escribir comentario
 
 
corto | largo
 

busy
¬ŅQui√©n est√° en l√≠nea?
Tenemos 519 invitados conectado(s)
Tenemos visitas de:

224
Banner
273 Suplemento
Banner
404
Banner
403
Banner
402
Banner
401
Banner
400
Banner
399
Banner